Date: 20 may 2019

Las noticias del fin de semana indican cierta moderación del enfoque de Donald Trump sobre las tarifas arancelarias de los Estados Unidos a nivel internacional.

Después del aplazamiento de seis meses de las tarifas a los vehículos importados de la Unión Europea y Japón, anunció que eliminará los impuestos al acero y el aluminio de México y Canadá, para tratar de allanar el camino del acuerdo T-MEC.

El ministro de Relaciones Exteriores de Canadá reaccionó a estas declaraciones de Trump prometiendo una rápida ratificación del nuevo acuerdo comercial de América del Norte.

Sin embargo, las crecientes tensiones geopolíticas en Medio Oriente aumentaron de nuevo durante el fin de semana, después de que Donald Trump dijese en Twitter que el conflicto en Oriente Medio podría ser el “fin oficial” de Irán. Arabia Saudí se manifestó advirtiendo que está preparada para responder con “toda su fuerza” a las amenazas de los Estados Unidos.

Respecto al Brexit, señalar que la primera ministra británica, Theresa May, dijo que presentará una nueva e intrépida oferta a los legisladores británicos, con un paquete de medidas mejorado para su último intento de conseguir la aprobación de su acuerdo de salida de la UE, antes de dejar el cargo.

Los mercados asiáticos han iniciado la semana con caídas del 0,51% en el índice compuesto de la Bolsa de Shanghai y una subida del 0,24% en el Nikkei de Tokio. El selectivo MSCI Asia Index, que agrupa a las acciones de la región, cerró plano con un leve avance del 0,01% y se mantuvo en mínimos de cuatro meses.

Los datos publicados esta madrugada en Japón mostraron que el crecimiento de la tercera economía más grande del mundo se aceleró inesperadamente en el primer trimestre. El PIB anualizado subió desde el 1,6% al 2,1%, mientras que en el trimestre avanzó de 0,4 a 0,5 por ciento.

Wall Street cerró la sesión del viernes con caídas generalizadas debido al estancamiento de las negociaciones comerciales entre EEUU y China. El Dow Jones perdió un 0,38% hasta 25.764 puntos, el selectivo S&P 500 bajó un 0,58% a 2.859 unidades, y el índice compuesto del mercado Nasdaq se dejó un 1,04% hasta 7.816 unidades.

La semana estuvo marcada por la subida de impuestos a productos estadounidenses por un importe de 60.000 millones de dólares que aplicó China, como represalia al incremento de los aranceles a bienes chinos por un valor de 200.000 millones de dólares que había efectuado Washington el viernes de la semana anterior.

La batalla arancelaria eclipsó el buen dato de confianza del consumidor que realiza la Universidad de Michigan y Reuters, que alcanzó en mayo su nivel más alto de los últimos 15 años.

Los selectivos europeos comienzan la semana cotizando entre pequeñas pérdidas y ganancias. El Ibex 35 registra el mejor comportamiento con una subida del 0,50% que le ha situado por encima de los 9.300 puntos.

En divisas, el dólar sigue ganando fuerza contra las principales divisas, el selectivo del billete verde cerró la sesión del viernes con un avance del 0,15% en 97,82 puntos. En su gráfico diario, podemos observar cómo se ha situado en máximos anuales, si consigue superar la cota de los 98 enteros, se reactivará la tendencia alcista vigente desde enero y podría continuar subiendo hasta el siguiente nivel de resistencia, ubicado en los 99 puntos.

 

El euro se mantuvo estable cotizando en torno a los 1,1160 dólares, a un paso de alcanzar los mínimos del año. La libra esterlina cayó hasta el soporte ubicado en 1,27 dólares, donde parece que se están estabilizando los descensos de las últimas semanas.

En materias primas, el precio de petróleo de Texas comienza la semana estableciendo un nuevo máximo creciente en 63,56 dólares por barril, debido a las crecientes tensiones en Oriente Medio y las declaraciones del ministro de Energía de Arabia Saudí, señalando que hubo consenso entre los miembros de la OPEP para mantener los recortes de producción con el fin de reducir moderadamente la oferta de crudo global.

El oro siguió bajo la presión del incremento del apetito por el riesgo y enlazó el pasado viernes su cuarta jornada de caídas con un descenso del 0,66% hasta los 1.277 dólares por onza.

En la agenda macro de este lunes, no hay datos relevantes que puedan impactar en los mercados financieros. Únicamente destacar el aumento inesperado en el PIB de Japón y una leve subida en el índice de precios de producción de Alemania desde el 2,4% al 2,5 por ciento.

 

David Pina

Analista Colaborador de ActivTrades

 

La información proporcionada no supone ninguna investigación específica de inversión. El material no ha sido elaborado de acuerdo a los requisitos legales diseñados para promover la independencia de la investigación de inversión y, por lo tanto, debe considerarse como una comunicación de marketing. Toda la información ha sido preparada por ActivTrades PLC (“AT”). La información no contiene un registro de los precios de ActivTrades, ni una oferta o solicitud para llevar a cabo una transacción en algún instrumento financiero. No se garantiza la exactitud de la información proporcionada. El material proporcionado no está relacionado con ningún objetivo específico de inversión, situaciones financieras o necesidades de la persona específica que pueda recibirlo. El rendimiento pasado no es un indicador garantizado de rendimientos futuros. AT proporciona únicamente un servicio de ejecución. Por lo tanto, cualquier persona que tome una decisión basada en la información proporcionada, lo hace bajo su propia responsabilidad.