Date: 04 jun 2018

ACTUALIDAD:

Los fuertes datos laborales publicados el pasado viernes en Estados Unidos contrarrestaron las preocupaciones sobre una posible guerra arancelaria entre Estados Unidos y el resto del mundo, que podrían minar el crecimiento económico mundial.

Los líderes financieros de los principales socios comerciales de Estados Unidos expresaron su enojo por los aranceles a las importaciones de acero y aluminio de la administración Trump, estableciendo así las bases para una acalorada cumbre del G7 que se celebrará la próxima semana en Quebec.

Seis países miembros del G7, emitieron un comunicado solicitando al secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, que transmitiese su preocupaciones y desilusión unánime al presidente Donald Trump.

Por otro lado, China advirtió este domingo a Estados Unidos que cualquier acuerdo sobre comercio alcanzado en su última ronda de conversaciones en Beijing, será anulado si Washington implementa aranceles y otras medidas comerciales.

En el frente macro, los datos publicados el pasado viernes mostraron que el crecimiento del empleo en Estados Unidos se aceleró en mayo, mientras que la tasa de desempleo cayó a un mínimo de 18 años tras situarse en 3,8%, lo que indica que podrían dispararse las tensiones inflacionistas.

En mayo la economía estadounidense creó 223.000 nuevos puestos de trabajo, por encima de los 188.000 que habían estimado los analistas. A pesar de los fuertes datos sobre el empleo, la subida de los salarios todavía sigue siendo contenida y no anticipa una fuerte aceleración de la inflación a corto plazo.

Las ganancias por hora aumentaron un 0,3% en mayo, después de subir un 0,1% en abril. El resultado impulsó el aumento interanual de los ingresos por horas hasta el 2,7% desde el 2,6 por ciento de abril.

El sólido informe de empleo se sumó a una serie de datos económicos optimistas, como el gasto de los consumidores, la producción industrial y el gasto en construcción. Dada la fortaleza de los datos macro, es casi seguro que la Reserva Federal aumentará las tasas de interés en su reunión de política monetaria de la próxima semana.

MERCADOS BURSÁTILES:

El índice más amplio de acciones de Asia y el Pacífico, MSCI, subió un 1% en la primera sesión de la semana, hasta un máximo de dos semanas y media.

El Shanghai Composite de China avanzó un 0,55% a 3.092 enteros, y el Nikkei 225 de Japón cerró con una subida del 1,37% en 22.475 puntos.

Wall Street cerró la sesión del viernes con sólidos avances, el buen dato de empleo de mayo eclipsó las tensiones arancelarias entre Estados Unidos y sus principales socios comerciales.

Las acciones de tecnología impulsaron al Nasdaq Composite un 1,51% hasta los 7.554 puntos, quedó a un paso de alcanzar su récord histórico de marzo establecido en 7.588 enteros.

El S&P 500 subió un 1,08% a 2.734 enteros, cerró a unos 140 puntos de un récord establecido en 2,872 en enero. El Dow Jones cerró con una subida del 0,90% en 24.635 unidades, el selectivo debería subir un 8% para alcanzar el máximo histórico de enero.

En el cómputo semanal, el Dow Jones concluyó con una subida del 0,90%, mientras que el selectivo S&P 500 avanzó un 1,08% y el índice compuesto del mercado Nasdaq ganó un 1,51%.

Las bolsas europeas recuperan la calma después de la agitación de la semana pasada por la crisis política de Italia y moción de censura al Ejecutivo del Partido Popular en España.

En los primeros compases de negociación europea el DAX 30 alemán sube un 0,47%, el FTSE 100 de Londres avanza un 0,78%, el CAC 40 francés cotiza con una subida del 0,31% y el Euro Stoxx 50 escala un 0,70 por ciento.

El FTSE MIB de Milán está subiendo un 0,7% y el Ibex 35 anota una subida del 0,84% hasta los 9.711 puntos.

DIVISAS Y CRIPTOMONEDAS:

En los mercados de divisas el índice dólar retomó la senda alcista y cerró la sesión del viernes con un avance del 0,20% en 94,16 enteros.

La moneda estadounidense subió un 0,67% frente al yen hasta 109,52 yenes, en la sesión asiática de hoy continuó subiendo y se aleja del mínimo de cinco semanas marcado el pasado martes en 108,15 yenes.

El alivio en la crisis política de Italia frenó los fuertes descensos del euro, que cayó a mínimos de 10 meses durante la semana pasada. El viernes cayó un 0,27% a 1,1660 dólares, en la sesión asiática rebotó levemente y en la apertura europea se está negociando cerca de los 1,17 dólares.

La libra esterlina subió un 0,45% a 1,3349 dólares y enlazó tres sesiones consecutivas de subidas contra el dólar, ahora se está cambiando a 1,3370 dólares.

Los mercados de criptomonedas han iniciado la semana con signo mixto, el Bitcoin retrocede un 1,35% a 7.617 dólares. El Ethereum sube un 0,2% hasta 607, el Ripple avanza un 1,8% a 67 centavos y el Litecoin se deja un 1,69% hasta 122 dólares.

COMMODITIES:

El barril de petróleo West Texas Intermediate cayó un 1,83% hasta 65,81 dólares, el crudo de Texas tocó su nivel más bajo en casi dos meses por el aumento de la producción en los Estados Unidos.

La semana pasada Reuters informó que Arabia Saudita y Rusia estaban discutiendo sobre un posible aumento de la producción en 1 millón de barriles por día, para compensar las pérdidas de suministro de Venezuela y minimizar las preocupaciones sobre el impacto de las sanciones de Estados Unidos a Irán.

El petróleo de Texas se ha depreciado un 8% en las últimas dos semanas. En el gráfico diario del WTI, observamos que está tanteando el soporte ubicado en los 66 dólares y la línea de directriz alcista. Si continúa cayendo la tendencia principal alcista se vería comprometida.

 

El buen dato de empleo y el aumento en las expectativas de subidas de tipos de interés en Estados Unidos provocó un retroceso en el oro del 0,45% hasta 1.293 dólares por onza. La plata cayó un 0,12% a 16,42 dólares la onza.

ECONOMÍA:

Hoy hemos conocido que la base monetaria de Japón subió hasta el 8,1% en mayo, frente al 7,6% previsto y desde el 7,8% anterior.

En Europa, se publica la confianza del inversor de Sentix y el índice de precios de producción de la zona euro, mientras que en Reino Unido se libera el PMI de construcción.

En EEUU, se publicará el índice ISM de Nueva York y los pedidos a fábrica. El Tesoro emitirá bonos a 3 y 6 meses vista.

David Pina

Analista Colaborador de ActivTrades.