Date: 26 jun 2017

El euro frente a la libra continúa oscilando alrededor del 0.8800 a la espera de nueva información que lo haga tomar una dirección más clara. La incertidumbre entorno al Brexit y las dudas sobre la posibilidad de que el Banco Central Europeo empiece a desmontar su programa de compra de activos ha mantenido al EUR/GBP prácticamente consolidado.

En la consolidación que vemos sobre el gráfico diario del EUR/GBP podemos observar que se ha formado una especie de triángulo simétrico. El triángulo simétrico es un patrón que normalmente actúa como una formación de continuación, pero en realidad el precio del activo podría salir en cualquier dirección. Debido a que la tendencia llegando a la formación es alcista, hay más probabilidades de que el precio despegue al alza, pero también es posible que llegue a romper la parte inferior del triángulo.

Para que se llegue a confirmar un rompimiento alcista, el precio no solo debería romper por afuera del triángulo, pero también debería romper por encima del máximo en el 0.8866 con dos o tres velas alcistas. Hacia arriba, el nivel del 0.8900 podría actuar como resistencia, seguido por el 0.9000. De llegar a romper la parte inferior del triángulo, la paridad podría encontrar algo de soporte en el 0.8700 o en el EMA de 55 días (línea morada), la cual se encuentra un poco por debajo de ese nivel. Más abajo, el nivel del 0.8600 o el EMA de 200 días (línea azul) en el 0.8572 también podrían actuar como soportes.

Alexander Londoño,
Analista Colaborador de ActivTrades